martes, 8 de mayo de 2012

ALFONSO FONT: "El manuscrito en la botella"

Dossier Negro, 71 (1975)





10 comentarios:

  1. ¡Hombre Jesús! ¡Qué casualidades tiene esta vida! ¿En qué andaríamos pensando ambos para publicar, casi al unísono, dos entradas que homenajean al escritor de Boston?

    ¡¡Por Wotan (que es como decir por mi enemigo)!! Muy bueno el trabajo de Font que nos traes hasta la playa (aunque pesa demasiado la influencia "brecciana"). Sin embargo, particularmente me quedo con Battaglia. En estas lides era insuperable.

    Un abrazo (pero sin apretar demasiado, que nos quedamos sin aire).

    Coda final: deberías poner los datos de edición, para que el personal tuviera noticia de dónde y cuándo se publicaron estas planchas.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Alberich, por tu comentario.

    El escritor de Boston es, sin lugar a dudas, uno de mis narradores preferidos.
    Y encima Font es uno de mis autores más queridos, aunque sí que es cierto que aquí todavía no es el Font que todos conocemos.
    Casi parece otro autor.
    Es verdad que su estilo brecciano resulta muy evidente, pero el dominio que hace de la técnica es francamente maravilloso.
    No obstante, yo me quedo con el plano cenital en el que se ven los dos barcos, uno encima de otro, con el bauprés del primero casi emergiendo en 3D.

    Ya he puesto los datos generales (siempre estoy tan liado que hago las entradas poco a poco).

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Ciertamente el regustillo "brecciano" se dispara sobre todo en los rostros cetrinos de los mrineros condenados, lo cual tanto en Alberto como en Alfonso les confiere a estos personajes un aire terrorífico sin necesidad de atrezos artificiales como colmillos abultados ni ojos vampíricos.
    ¡Sensacionales las tormentas!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Fran, por el comentario.
    Lo cierto es que Breccia y Font son dos autores que siempre me han gustado muchísimo.
    El primero, un maestro mundial, el segundo, un genio europeo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Un primitivo Alfonso Font, pero siempre un buen profesional, uno de los grandes del cómic de este país.
    Gracias por recordarnos esta epoca de Dossier Negro.

    Un abarazo.

    ResponderEliminar
  6. Gracias a ti, Francisco.
    Font es maravilloso, y la época de Dossier Negro/Creepy/1984/Címoc... me parece un compendio de talento prácticamente insuperable.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Una buena época del tebeo español, y uno de nuestros grandes.
    Saludos :)

    ResponderEliminar
  8. Un gran cómic, como bien decís, muy brecciano en estilo...

    Es curioso que cuando hablamos de historietas para Warren, solemos hablar de lo mejor de lo mejor en la carrera de nuestros más grandes artistas, Ortiz, Maroto, Martín Salvador, etc... Pero no es así en el caso del gran Alfonso Font, que alcanzaría su mejor nivel en trabajos posteriores.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Sebas:
    Opino como vos: se trata de una época irrepetible y maravillosa. Los españoles se codearon en perfecta armonía con los más grandes autores norteamericanos. La calidad alcanzada en la época Warren no tiene reválida.

    Mo:
    Tienes toda la razón. La evolución de Font fue distinta a la de otros autores españoles. Casi todos ellos desarrollaron en la Warren el estilo por el que se les conoce hoy en día. Sin embargo, Alfonso todavía no había encontrado el camino que después le haría brillar. Ahora bien, insisto en que el trabajo que aquí presento tiene un trabajo técnico alucinante.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  10. BUENOS DÍAS.
    ¿DE DÓNDE SACAS ESTOS TESOROS?
    ES IMPRESIONANTE ESTOS DIBUJOS.
    EN ESTE CASO CREO QUE HAY INFLUENCIA DE BRECCIA ENTRE OTROS.
    UNA MARAVILLA.
    GRACIAS POR PONERLO.
    UN SALUDO

    ResponderEliminar