lunes, 7 de enero de 2013

"HUMANS" de WILL EISNER








8 comentarios:

  1. ¡Como me gustan esos rayados de fondo! No son tan estéticos como los de Raymond, pero ayudan en la narración delimitando las viñetas sin recurrir a recuadro.

    ResponderEliminar
  2. y la penúltima plancha, ... genial ¡Que composición!

    ResponderEliminar
  3. Y qué sentido de la narración. Eisner es un narrador absoluto. Las escenas se encadenan o superponen a la perfección. Por no hablar de las historias, siempre tan interesantes, tan profundas, tan brillantemente contadas y dibujadas...
    Un genio sin igual.

    ResponderEliminar
  4. Es que este hombre contaba historias. Así como otros se pierden a veces en vaguedades, Eisner es conciso, directo, y se fija unos mecanismos narrativos que dan prioridad a la cosa contada, por más que su dibujo sea también magnífico. Pero sus personajes pueden en ocasiones convertirse en meros vehículos de unos diálogos y textos de apoyo que son, en última instancia, creo yo, la razón principal de muchas páginas del maestro, quien también dominaba a la perfección el arte de contar sin texto cuando el asunto se terciaba.
    Un "Tusitala" de los cómics, Eisner, sin duda.

    ResponderEliminar
  5. Digamos, pues, que Eisner es el Stevenson de los cómics. Uno y otro irradian perfección en sus obras, alimentan sus relatos con la sensación mágica de los sueños llevados a término en su forma más sublime. Cuando terminas de leer y contemplar las historias de Contrato con Dios o de leer muchos de los relatos de Stevenson, te inunda la misma filigrana emocional y te impregna la misma percepción de maravilla perpetua.

    ResponderEliminar
  6. Eso es, Jesús. Con Eisner, como con Stevenson, existe, me parece a mí, un continuo redescubrimiento del relato, del gusto por contar. Una ansiedad, incluso, diría yo, por hacer llegar el mensaje, esté cargado con algún fondo o sea la propia recreación de la "simple" aventura.
    Hace poco releí de Eisner "Vida en otro planeta", y es, a estas alturas, asombroso comprobar cómo el maestro está a años luz de muchos otros autores, quizá muy lucidos y brillantes en ciertos aspectos, pero que, a diferencia de él, no parecen tener tantas cosas y tan interesantes que comunicar. El maestro quería "llegar" con sus historias, y caramba si no lo consigue en casi todas.

    ResponderEliminar
  7. Probablemente el autor de cómics por excelencia, si tenemos en cuenta capacidad artística, de contar historias, innovación, etc... Un genio.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Aunque no esté entre mis preferidos he de reconocer que es el equivalente a Hergé y Tezuka en los Estados Unidos. Un auténtico maestro que ha sabido abrir nuevos campos allí donde ha llegado, tanto en los comic books como en la novela gráfica. Un innovador de verdad, no de los que les gusta llamar la atención pero a poco que escarbas te das cuenta que debajo no tiene nada.

    ResponderEliminar