domingo, 7 de julio de 2013

BLACKBOW THE CHEYENNE

 Víctor de la Fuente publicó en la reviste Eagle en 1963 esta serie, junto a las prestigiosas Dan Dare y Heros the Spartan.



6 comentarios:

  1. Gracias... Siempre es necesario agradecer la aparición de nuevas muestras del arte de Víctor de la Fuente.

    Cada vez que uno ve páginas como estas de Víctor, solo puede lamentarse de que en este país se olviden constantemente de la obra internacional de un genio absoluto del 9º Arte como es VDLF.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Me sumo a la felicitación expresada por Mo. Gracias por compartir muestras de Víctor de la Fuente tan desconocidas como este Blackbow the Cheyenne.

    ResponderEliminar
  3. Lo que uno saca en claro de estas viñetas es el enorme cariño con el que Víctor trataba el dibujo de la figura humana ya por entonces, su dominio del reparto de manchas, y ese asombroso conocimiento de la anatomía equina que sigue pasmando incluso por mucho que lo hayamos alabado siempre. Esos caballos son, eran ya, en aquella época, un ideal inalcanzable para todo un batallón de colegas de armas del asturiano, que seguramente veían con la baba caída, sin terminar de creérselo, la facilidad con que el maestro los sabía plasmar.Sinceramente, creo que sólo el gran Salinas ha estado a la altura de Víctor en este difícil tema, que podía dejar (Y dejó)en evidencia a más de un gran nombre del cómic.
    Grande Víctor.
    Y grande usted, amigo Emilio, por regalarnos esta entrada.
    Un abrazo, compañeros.

    ResponderEliminar
  4. Me lo han escaneado en el trabajo, mi escaner se queda chico. Solo así se puede hacer justicia del trabajo de VDLF.
    Y aún quedan otros 4 páginas, que las subiré en cuanto pueda (pesan lo suyo y tardan en subirse, de ahí que las ofrezca a tamaño real, para poder observarlas en todo su esplendor).

    ResponderEliminar
  5. Es-pec-ta-cu-lar. ¡¡¡Muchas gracias!!!

    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Y que me decis del juego de grises. Luego lo abandonaría por el negro y drapeados, salpicaduras y demás efectos, pero en esta serie utiliza las infinitas variedades del gris.

    ResponderEliminar