lunes, 31 de marzo de 2014

TINTIN EN HUELVA

En el Barrio Obrero

En el monasterio de la Rábida

En el Ayuntamiento de Moguer

En Isla Cristina

En la desembocadura del Guadiana

En el ferrocarril minero

En el muelle de Riotinto

En la confluencia de los rios Tinto y Odiel

En la Gruta de las Maravillas

En Aracena

En la aldea del Rocío

En Punta Umbría

7 comentarios:

  1. Nada, que no me entra Tintín, que no, que no.... y lo siento.

    ResponderEliminar
  2. Pues es una pena, Isidre. Además, reconozco que me sorprende bastante que no te guste. ¿Has visto los bocetos de Hergé? A mí me parecen verdaderas joyas de la definición gráfica y de la técnica historietística.
    Pero, bueno, para gustos los colores.

    ResponderEliminar
  3. No he visto los bocetos, y seguramente me gustarian más, los bocetos (incluso los mio) siempre me gustan más que los trabajos terminados.
    Los dibujos de Tintin, siempre me han parecido: Estáticos y como acartonados en el movimiento.
    Frios y arquitectónicos (en el peor sentido que le podríamos atribuir a un proyecto lineal ) en los fondos urbanos
    Sencillos e infantiles (incluso naïf) en los fondos naturales.
    No hablo del Tintin fenómeno, ni del Tintín texto, ni incluso de la capacidad de narrar o comunicar, hablo sólo de la parte gráfica.

    ResponderEliminar
  4. No entiendo bien estas viñetas, amigos Emilio y Jesús. Las figuras son de Hergé, sí, pero ¿los fondos? ¿Quién los ha hecho? Porque, a pesar de que quieren ir en sintonía con el dibujo a la línea de Hergé, no parecen de él. Todo parece un montaje ajeno a la mano del autor de Tintín. Aclaradme esto, por favor, si lo sabéis. Quisiera conocer si estoy equivocado o no.

    En cuanto a la validez de la obra gráfica de Hergé en este Tintín celebérrimo, yo, aunque doy preferencia a otro tipo de dibujo (que entronca directamente con la obra que desarrollaron en los cómics Isidre y compañía, confieso que encuentro de lo más atractiva la propuesta de hergé. Hay algo, no sé, fascinante en esa simplicidad (pero bien construida), en esa absoluta síntesis del dibujo, condensado en una sencilla línea casi contínua, sin mayores condimentos, que exige del observador un pequeño esfuerzo para completar un tipo de imagen que sugiere más que expone. Para mi gusto, es un hallazgo que, en el otro extremo del dibujo más realista, del pincel sinuoso, de la pluma abrupta, de la mancha, del claroscuro y del contraste de blancos y negros, pueda existir un estilo como éste, que excita la imaginación más sana y, en cierto sentido, nos regala la posibilidad de un retorno a esos momentos inolvidables en que leíamos tebeos sin la mente analítica y crítica que, inevitablemente, vamos desarrollando con la edad.

    Un saludo a todos!!

    ResponderEliminar
  5. Yo diría que es un montaje del bueno de Emilio, catalizador de creaciones semejantes. Pero él nos dirá.

    Respecto a la definición del arte de Hergé, como siempre, amigo Gantry, tus palabras describen a la perfección lo que otros apenas sabemos explicar.

    Abrazos para todos.

    ResponderEliminar
  6. No lo he montado yo, simplemente los he subido al blog. Son lugares de Huelva, dibujados con mejor o peor fortuna a los que alguien les ha añadido imágenes de Hergé.

    ResponderEliminar
  7. A pesar de lo facil que puea parecer el estilo de Hergé, estos dibujos nos demuiestran lo contrario, lo complejo que es dibujar bajo estas premisas.

    ResponderEliminar